Dirigente gremial apuesta a la reactivación del frigorífico
Los trabajadores del frigorífico de Esquel tienen expectativas que la planta se reactive para la faena de bovinos y ovinos para el mercado local, para mantener las fuentes de empleo existentes (son 5), e incorporar más personal desocupado.
Tomás Ríos, delegado zonal del gremio de la carne, señaló que “mucha gente de los barrios se dedica a la construcción, y durante la veda invernal se aboca a la zafra de la liebre por tres meses, una inyección transitoria de recursos a la economía local”, y por ende planteó “la necesidad de tener al frigorífico en constante actividad, más allá de la faena de la liebre que ocupa alrededor de 70 personas en la planta, además del movimiento de cazadores y distintos rubros en la región”. El dirigente lamentó que los candidatos a intendente sólo hablaron “pavadas” del frigorífico en la campaña electoral, y pidió que “no se olviden que el frigorífico genera trabajo”. Redobló la apuesta al sector Tomás Ríos, porque “fomenta el empleo para la gente desocupada de los barrios y aquellos que no tienen estudio ni ocupan cargos políticos”.