Hay una cuestión interna dentro del Municipio
Luego de la polémica desatada en la madrugada del sábado por sorpresivas inspecciones y cancelaciones de recitales en vivo en distintos locales de nuestra ciudad, el intendente Sergio Ongarato se acercó hasta el lugar en el que se transmitía el programa Turismo Rock, destino libre
Para explicar la situación y responder las inquietudes de los vecinos presentes.
Como todos los sábados, “Turismo Rock, destino libre”, programa que se transmitió desde otro punto de la ciudad, promocionando las actividades turísticas y culturales de Esquel y la zona, esta vez desde la vereda de “Moe Bar”.
Como no podía ser de otra manera, uno de los temas centrales del programa fue la censura a los shows que se realizaban en la madrugada del sábado en algunas confiterías y pubs de la ciudad. En ese marco, un grupo de vecinos se autoconvocó en el centro de la ciudad para hablar del tema y pedir explicaciones.
Con esa misma inquietud, desde la producción del programa se invitó al Intendente Sergio Ongarato para que pueda brindar un poco de claridad a una situación tan oscura. El mandatario municipal, con buena predisposición habló en el programa y también respondió las inquietudes de los vecinos presentes.
“Nadie sabía de esta inspección”
“Lamentablemente esto que ocurrió se contrapone con la política cultural que nosotros queremos implementar en los próximos cuatro años”, expresó el intendente en este exclusivo diálogo con “Turismo Rock” y agregó que él mismo asistió a algunos shows en “El Bodegón” durante muchos años “y nada hacía suponer que había una prohibición sobre estos tipos de espectáculos”.
“Resulta que ahora con el cambio de gobierno existía esta prohibición”, continuó Ongarato aclarando al mismo tiempo que ya conversó con los funcionarios y con los jefes de inspectores, quienes le respondieron que “nadie sabía de esta inspección”.
También confirmó que revisaron la actuación de los inspectores y el Municipio elaboró una resolución que suspende esta “supuesta prohibición”. En este sentido adelantó que se revisará toda la legislación para permitir que los shows se realicen “tal como se vienen haciendo desde hace muchísimos años”.
“Nosotros queremos que la movida cultural en Esquel crezca cada vez más, que tengamos más espectáculos, más opciones para los esquelenses y para quienes nos visiten en esta época del año”, remarcó el jefe comunal quien además recordó que las inspecciones que hace el municipio tienen que ver con el control de venta de bebidas alcohólicas a menores.
Trasfondo político
Consultado acerca del por qué se habría dado esta situación en la ciudad, Ongarato reiteró que ninguno de los funcionarios sabía que se iba a hacer este tipo de inspecciones. “Acá hay una cuestión interna dentro del municipio y vamos a buscar los responsables de esto, porque se contrapone con todo lo que venimos haciendo”, aseguró.
“Tal vez esta situación tenga un trasfondo político, hay muchas especulaciones pero yo quiero dejar tranquila a la gente porque nosotros queremos hacer que esta movida continúe”, sostuvo el intendente recordando que muchas veces felicitó a Rudy Murúa por el trabajo que hace sin pedir apoyo estatal y de forma privada para traer sus espectáculos.
Finalmente, el mandatario municipal recordó que desde su gestión no buscan la prohibición de espectáculos y destacó la prueba piloto del Paseo Gastronómico que busca “darle un poco más de vida a la calle, aprovechar en lo posible todo esto para encontrarnos todos en el centro y fomentar la actividad cultural”.