La Hoya 2015: se viene la temporada de esquì
El centro de montaña la joya con muchas novedades para esta temporada invernal
Se están realizando importantes obras de infraestructura en el Centro de Actividades de Montaña La Hoya.
Los responsables del Centro de Actividades de Montaña (CAM) de la provincia, señalaron que “La Hoya se mantiene a la vanguardia en materia de mantenimiento y seguridad”, teniendo en cuenta los intensos trabajos que se realizan en sus diferentes sistemas, edificios y medios de elevación.
Los esquiadores podrán disfrutar de la restructuración del snowpark con instalación de nuevos módulos. También se reubicó el telesquí Bambi con mejoras en las pendientes que facilitará un mayor dominio esquiable.
En ese sentido, Gonzalo Guereña, gerente del organismo, junto al director del cerro, Gustavo Rossi, y el responsable de los medios de elevación, Gabriel Cabrera detallaron que se viene trabajando en el mantenimiento, pintura y refacción de todos los edificios y sistemas de servicios con que cuenta el centro de esquí del Chubut.
Del mismo modo, se indicó que el CAM La Hoya cumplimenta con los protocolos establecidos a nivel nacional, con estrictos trabajos de mantenimiento e inspecciones periódicas.
Asimismo y en este marco, se anunció que para fines de este mes arribarán a Esquel técnicos del INTI (Instituto Nacional de Tecnología Industrial), quienes realizarán severas pruebas para certificar el estado de los materiales que componen los medios de elevación.
Al respecto, el responsable de los medios de elevación, Gabriel Cabrera, afirmó que “esto es muy importante porque responde a un cronograma de controles muy específicos que se hacen año a año fuera de la temporada de esquí, y los resultados de cada inspección son comparados con los de las inspecciones anteriores, de modo de tener una traza de cómo se encuentran los elementos y disponer su reemplazo en caso de ser necesario”, indicó.
Los técnicos del INTI realizarán los denominados “ensayos no destructivos”, que permiten establecer el estado de los metales sin afectar la calidad de los componentes.
“Se realizan pruebas magnetográficas a los cables de acero, como también ensayos de partículas magnetizables en el caso de las mordazas que sujetan las aerosillas a los cables”, explicó el responsable de los medios de elevación. También indicó que se realizarán pruebas de ultrasonido a los componentes críticos como vástagos de pistones hidráulicos, ejes y otros puntos clave en el funcionamiento de los medios de elevación aéreos.
El resto de los medios que son de arrastre, se verifican más adelante, “cuando las primeras nevadas permitan realizar las pruebas de funcionamiento más adecuadas”, afirmó.