Los chicos disfrutaron los festejos del dia del niño
Cuando todos se preguntaban dónde había quedado el tradicional festejo por el Día del Niño la Municipalidad de Esquel sorprendió con un enorme agasajo para pequeños que se acercaron ayer entre las 15 y pasadas las 17 horas al gimnasio municipal
Organizado por la Secretaria de Desarrollo Social, y con la colaboración de las Secretarias de Deportes, Cultura, Ambiente, Gobierno y Dirección de Prensa se desarrolló el festejo que contó con actividades bajo techo y al aire libre. No faltó el pintoresco paseo en la autobomba de los Bomberos Voluntarios, la posibilidad de jugar al voley junto al personal de la Policía Comunitaria, o al hockey con la gente del Club Cordillerano de Hockey. En el exterior del gimnasio municipal también se montó una imponente muestra de autos clásicos que estuvo organizada por los fanáticos del Club de Autos Clásicos Chevrolet. Pía Fondevil se encargó de contar cuentos para los más chiquitos, mientras los de mediana edad se repartieron la tarde entre el fútbol, básquet, metegol humano o alguno de los numerosos entretenimientos que el personal municipal puso en marcha con la mejor predisposición para celebrar el Día del Niño. Para las chicas se montó un stand especial con maquillaje; hubo flippers de madera, circuito de tránsito para principiantes, golf. De todo un poco y hasta una torta sobre el cierre y acompañada por chocolate caliente. La respuesta de los niños no se hizo esperar. Miles de chicos de todas las edades coparon el gimnasio desde bien temprano, aprovechando la propuesta totalmente gratuita. Entre los presentes, sobresalió el intendente Sergio Ongarato, quien junto a su familia disfrutó de algunos de los juegos. TRABAJO EN EQUIPO Cabe destacar que para que el festejo fuera posible se destacó la colaboración de de los bomberos voluntarios de Esquel, personal de la Policía Comunitaria, del escuadrón 36 Esquel de Gendarmería Nacional, del Club Cordillerano de Hockey, Club de Autos Clásicos Chevrolet, Iglesia El Nazareno, Centro Cristiano Esperanza. Además de diferentes comercios de la ciudad que se sumaron aportando los premios que se sortearon sobre el final de la tarde para poner el broche distintivo a un festejo inolvidable.