Mauricio Macri y Daniel Scioli se preparan para el debate presidencial
A las 21 empieza el evento que será transmitido en todos los canales de aire, una semana antes del ballottage del próximo domingo
Los candidatos presidenciales Mauricio Macri (Cambiemos) y Daniel Scioli (Frente para la Victoria) se preparan para el debate que protagonizarán a partir de las 21. El evento, inédito, será transmitido por todos los canales de aire. Falta una semana para el ballottage y hay gran expectativa para esta noche. El debate, que se transmitirá por streaming y con una cobertura minuto a minuto, se realizará en el Aula Magna de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires (UBA) y durará una hora y media, en la que los candidatos expondrán sus ideas y se cruzarán con preguntas y repreguntas en cada una de las cuatro áreas temáticas previamente definidas, al igual que en la primera edición, en octubre.
Es la primera vez que Scioli participa en un debate electoral, ya que declinó la invitación en el primer evento. El candidato oficialista buscará una presentación convincente para estirar la escasa diferencia que tuvo con Macri en la primera vuelta. De acuerdo a las encuestas, el líder de Cambiemos lidera la intención de voto.
Seguros de que un buen desempeño esta noche es la mejor plataforma para encarar la última semana de campaña, Scioli y Macri dedicaron las últimas 48 horas casi exclusivamente a prepararse para el cruce de hoy. Lo hicieron rodeados de quienes los acompañan en el día a día de la campaña, pero también escucharon a asesores más “alejados”: el histórico Jaime Durán Barba, en el caso de Macri, y el español Yago de Marta, en el de Scioli. Cada detalle de cada intervención está estudiado a fondo, gestos y tonos de voz incluidos, tanto como las respuestas a las preguntas que, presumen, llegarán desde el otro lado.
Esquema Al igual que en octubre, se ocupa de la logística de la transmisión la ONG Argentina Debate. En términos televisivos todo será igual que el 4 de octubre. Los ejes serán: desarrollo económico y humano, educación e infancia, seguridad y derechos humanos, y fortalecimiento democrático. Cada candidato tendrá dos minutos para exponer. Enseguida, a diferencia de la primera experiencia, de la que Scioli no participó, escuchará una primera pregunta del otro candidato, que deberá contestar en un minuto, y luego una repregunta, que también tendrá que responder en no más de 60 segundos. En el cierre, cada uno tendrá dos minutos para el mensaje final. Serán tres bloques separados por dos tandas de seis minutos. El orden de exposición se decidió por sorteo. La apertura será de Macri y la última intervención, de Scioli. También los moderadores serán los mismos que en la primera edición: Marcelo Bonelli, Luis Novaresio y Rodolfo Barili. Los administradors deberán limitarse a presentar y describir los temas, a ceder la palabra y a intervenir para “poner orden”, si fuera necesario. En ningún caso podrán hacer preguntas o proponer “reflexiones”, como ocurrió en el primer debate. De hecho, según pudo saber, esta vez, a diferencia de la anterior, los moderadores fueron invitados a firmar el mismo compromiso de respeto a las reglas del debate que los candidatos. Con igual nivel de precisión se preparó el debate en cuanto show televisivo. Tomarán la transmisión los cinco canales de aire y otros cinco canales de cable dedicados a las noticias. Se espera un rating récord, de entre 40 y 50 puntos, lo que equivale a entre 4 y 5 millones de personas.