Padres del joven asesinado en zona de bares cuestionan arresto domiciliario
El mensaje que nos están dando los jueces en Esquel es que se puede matar y al otro día vamos a estar en nuestra casa como si nada pasara
Los padres y familiares de Simón Sandoval, joven asesinado el último domingo en la zona de bares, se acercaron ayer a los tribunales de Esquel con la intención de entrevistarse con el juez Ricardo Rolón y el fiscal Marcelo Crettón para pedir explicaciones por el dictado de prisión domiciliaria al único sospechoso del crímen. La entrevista se extendió por casi una hora y tuvo la participación únicamente de funcionarios del Ministerio Público Fiscal y del Servicio de Atención a la Víctima del Delito. No me voy conforme ni tranquila, y les dije que voy a hacer una manifestación en el domicilio de este asesino para que la comunidad de Esquel sepa que es un asesino, manifestó al término del encuentro Ana Rodríguez, madre del chico de 24 años que perdiera la vida tras recibir un puntazo. Vinimos a pedir que me expliquen porqué este asesino tenía arresto domiciliario. Sobre las leyes escritas los ciudadanos comunes no podemos hacer nada, y aún no tengo abogado pero voy a nombrar uno porque a los que no estudiamos Derecho por ahí se nos escapan muchas cosas de lo que son las leyes. Pero la vecina opinó que más allá de las cuestiones legales el imputado tiene que estar preso como todo asesino, y acá en Esquel hay muchos asesinos sueldos. Me voy a poner esa mochila y voy a trabajar para que cada padre o cada madre que pase por esta situación no se sientan sola. Relató que el domingo tuvo que comunicarse con el jefe de la Policía del Chubut a fin de conocer mayores detalles de lo ocurrido. Tuve que molestar el domingo al señor Ale, porque desde la seccional Primera me trataron pésimamente mal. Al principio no entendía porqué, y después me enteré que este asesino tiene un hermano que trabaja en la Policía. Concretamente me dieron malas informaciones. LIGA DE FUTBOL Sobre lo ocurrido, en base al relato de testigos, Rodríguez comentó que aquella madrugada mi hijo se puso en el medio cuando la puñalada iba para el amigo de mi hijo. Este chico andaba con dos más, le pegó una cachetada a Ojeda y enseguida sacó el arma y arremetió con la puñalada. Mi hijo no lo conocía a este chico. Pero resaltó que esto arrancó en un partido de fútbol de la famosa Liga que organiza los partidos en la cancha del Soeme. Esto viene de alguna patada, o por algún gol, y ojalá que alguien haga algo. En muchas oportunidades ví como se toma, como se agarran a las piñas, como los árbitros no hacen nada. Y así estamos perdiendo a los jóvenes. Agregó que Felipe Huentequeo tenía conflicto con Ojeda, el director técnico del Deportivo Sudelco. Y mi hijo jugaba en el Deportivo Sudelco, por eso iban todos a ese bar, iban porque habían ganado. PRUEBAS DEL ASESINATO Desde la Fiscalía de Esquel me confirmaron que están todas las pruebas para que este asesino reciba los años que tiene que recibir. Porque nada justifica que haya matado a mi hijo de esa manera. Pero él no tenía otra intención que matar a alguien. Por otra parte, reiteró el malestar por la decisión de dictar la prisión domiciliaria a poco de cometido el homicidio. Enterraba ayer (por el lunes) a mi hijo y la audiencia ya se había realizado. Nadie me informó de la audiencia, nadie me pidió que vaya al tribunal. Fui a los tribunales porque no le tendrían que haber dado arresto domiciliario. Los fiscales dicen que existe un artículo en las leyes que tienen que permite que tenga arresto domiciliario. Dicen que el juicio va a salir antes de los 3 meses. MENSAJE DE LA JUSTICIA Rodríguez concluyó diciendo que desde los tribunales de Esquel me dicen que no me puedo reunir con el juez Rolón porque no esta para atender ni a una parte ni a la otra. Entonces tuve que ir a hablar con los fiscales, con el fiscal que actuó el día del hecho, quien me atendió. Le dije que nos están vendiendo como justicia que podemos matar y al otro día estamos en nuestra casa. El mensaje que nos están dando los jueces en Esquel es que se puede matar y al otro día vamos a estar en nuestra casa como si nada hubiera pasado .