Perfiles del próximo gabinete provincial
Los nombres que se van conociendo antes de la asunción también implican señales políticas.
Y es que más allá de las cuestiones territoriales que caen por su propio peso, como el hecho de que Hidrocarburos sea manejado por un hombre de la zona sur, o Turismo por alguien de Puerto Madryn, hay otras claves que podrían anticipar si la balanza provincial será –o no- equilibrada o no en el próximo gabinete provincial.

Una muestra es en el manejo de las diferentes “cajas” provinciales, como la del Banco Chubut; Petrominera -que ahora se asocia a las operadoras en los contratos petroleros–; el Instituto de Seguridad Social –adonde en las postrimerías de su anterior mandato acudió Das Neves para la conformación de fideicomisos-; el IPV, e incluso el Ministerio de Infraestructura, que si bien depende directamente del presupuesto provincial, maneja como es obvio toda la obra pública provincial, las adjudicaciones y las prioridades territoriales.
En el caso de los nombres que Mario Das Neves va anticipando, puede verse una clara supremacía de referentes del valle y buena participación de la cordillera, aunque muy reducida la de la zona sur, a excepción del ya mencionado caso de Hidrocarburos, donde anoche se especulaba con el nombre de Sergio Isidro Bohe, quien así sería recompensado por haber dado un paso al costado en las Primarias para intendente.
 
VIEJOS CONOCIDOS
Víctor Cisterna será -como se sabe- el próximo ministro Coordinador. El fue el ideólogo del Fideicomiso Financiero diseñado en la segunda gestión de Das Neves con las regalías petroleras como garantía; ese mismo por el que cada municipio alineado debió invertir fondos propios en la participación, como el caso comodorense, con 1 millón en 2010 y la reserva de otro en el presupuesto 2011. Entre 2001 y 2005, Cisterna había sido diputado nacional, aunque no se le conoció proyecto legislativo trascendente.
Rafael Williams también es otro de los ya confirmados, en este caso como ministro de Gobierno. Eterno intendente de Esquel, había sido uno de los iniciadores del Nuevo Espacio Peronista en Chubut en 2009 –fuertemente enfrentado con Das Neves-, aunque presidiendo el PJ durante la gestión de Martín Buzzi se mostró ambiguo, dejándose fotografiar incluso con el ahora electo gobernador en tiempos del mayor enfrentamiento político, para renunciar a la conducción partidaria con durísimas declaraciones hacia la conducción del partido.
Con su esposa Elba Willhuber -que se mencionó para trabajar en cuestiones de género- ya alineada al Interbloque en la Legislatura provincial, retomó su posicionamiento pro minero alentándola a votar en contra de la iniciativa popular que prohibía la actividad, y tras los resultados de las PASO asumió un rol preponderante en el diseño de la campaña de Chubut Somos Todos (ChuSoTo).
Walter Ñonquepan vuelve a Chubut Deportes, reasumiendo 4 años más tarde un rol por el que había sido duramente cuestionado en Comodoro ante la clara discriminación a los clubes de la zona en la distribución de aportes y falta de apoyo al deporte en Comodoro. Alejandro Pagani es otro de los que retorna a su antigua función en el gabinete dasnevesita para manejar la obra pública, esa misma que durante los 8 años de gestión había tenido prioridades claras en el valle provincial que centralizó el presupuesto ganando ironías como “pavimentaron hasta las chacras”, según Viviana Navarro.
Cecilia Torrejón será la secretaria de Turismo, un rol que ya había desempeñado en la municipalidad de Puerto Madryn. Hija del empresario Antonio Torrejón, la familia se había instalado alternativamente en la península desde mediados de los 80, cuando la ciudad de Ricardo Sastre era apenas una pequeña localidad costera y su sello más trascendente fuera de su zona de pertenencia fue la pareja fallida con el cantante Fernando de Madariaga.
Leticia Huichaqueo es ex concejal de Gaiman y ya se había desempeñado en el Ministerio de Familia que encabezará ahora. Fue durante la gestión del Roddy Ingram al frente de la cartera, en la que entonces supo ocupar un rol de directora. El caso es idéntico al de Fernando Menchi, futuro ministro de Educación en el que había sido un funcionario de segunda línea en tiempos de Mirtha Romero. Alberto Gilardino, en tanto, tendrá a cargo el área de Pesca.
 
ACUERDO LEGISLATIVO
También responde al valle provincial el nuevo titular del IPV, el arquitecto Alejandro Bertolini, quien ya integró los equipos técnicos de ChuSoTo durante la campaña, mientras que Fernando Eguillor fue anunciado como nuevo titular del Instituto de Seguridad Social. Hay que recordar sin embargo que estos dos roles, al igual que los titulares de Petrominera y el Banco Chubut, necesitan del acuerdo legislativo para ser nombrado.
Para ello, Das Neves necesitará 18 votos del grupo parlamentario de 27, en el que por ahora solo cuenta con 8 como tropa propia, con lo que ninguna de estas designaciones está confirmada, más allá de la intención. En idéntica posición queda Diego Martínez Zapata, apoderado de ChuSoTo y anunciado como Fiscal de Estado, reemplazando a Miguel Montoya.
Una de las designaciones más polémicas es la Iván Fernández, a cargo de la Unidad Ejecutora Provincial. El intendente de Lago Puelo fue procesado y tiene condena por venta ilegal de tierras, aunque la inhibición para desempeñar cargos públicos quedó en suspenso en función de los fueros que mantiene hasta el 10 de diciembre, y que renovaría por otros 4 años.
Viviana Almirón es la única referente, no ya de Comodoro sino de la zona sur, en el equipo provincial. Será secretaria de Cultura, un rol que desempeñó dos veces en la municipalidad comodorense. La primera había sido durante la gestión de Marcelo Guinle, aunque debió renunciar tras un episodio poco claro, del mismo tipo de los que la rodearon años posteriores: su gestión en la intendencia de Buzzi tuvo cuestionamientos asociados con la organización del Mapping del aniversario 2009, y luego el “concierto más largo del mundo” que encabezó su ex pareja, Guillermo Terraza.
Militante dasnevista neta, Almirón ejerce como concejal desde 2011, una función por la que trascendió pagaba los trabajos que un albañil realizaba en su vivienda nombrándolo “asesor” en el Concejo.
La secretaría privada, uno de los roles de mayor confianza, es para Gonzalo Carpintero Patterson, ex joven brillante cuyos mocasines de gamuza aún recuerda todo el comité de crisis que trabajó en Comodoro tras el fatal alud de 2010. Se había hecho famoso en los viajes de campaña nacionales, cuando Das Neves recorría el país antes de 2011, por las milanesas que les preparaba a los militantes.