Por golpear a jóvenes tras un baile de egresados harán tareas comunitarias
Días atrás se realizó días atrás una audiencia para exponer los términos de un acuerdo de juicio abreviado.
Los cuatro imputados, tres menores y uno mayor de edad, reconocieron su responsabilidad y pidieron perdón a los padres de dos jóvenes a los que agredieron el 18 de diciembre de 2016. El imputado mayor cumplirá tres años de prisión en suspenso con una serie de reglas de conducta mientras que los tres menores cumplirán medidas tutelares por dos años. Finalizado ese plazo se analizará si cumplieron adecuadamente o si corresponde la aplicación de una pena efectiva. A las 6 de la mañana del 18 de diciembre, un grupo de jóvenes probablemente integrado por los cuatro imputados y tres o cuatro más aún no identificados, lanzaron elementos contundentes contra el vehículo en el que circulaban las víctimas. Ocurrió en la intersección de Avenida Fontana y calle Sáenz Peña de Esquel. cuando los agredidos descendieron del rodado para verificar el daño, fueron agredidos de manera conjunta, coordinada, mediante piedras, golpes de puño y patadas, ocasionándoles múltiples lesiones a las víctimas de diferente gravedad. Según el relato del hecho presentado por la Fiscalía, una de las víctimas sufrió una herida cortante en la región occipital, escoriaciones en el rostro, fractura en la nariz y en el maxilar inferior con rotura de dos dientes, en tanto que la otra sufrió hematomas en zona malar derecha y excoriaciones varias en la pared posterior del tórax. Gabriel Abelardo Rosas fue declarado autor responsable del delito de daño simple en concurso con lesiones leves, lesiones graves, ambas calificadas por el concurso premeditado de dos o más personas a la pena de tres años de prisión en suspenso. Se le impuso el mantenimiento del domicilio, someterse a la Oficina del Condenado, prohibición de acercamiento a una distancia no menor de doscientos metros y de contacto por cualquier medio con las víctimas, por el tiempo que dure la condena, no consumir estupefacientes ni abusar de bebidas alcohólicas, realizar 120 horas de trabajos comunitarios en el CAF y no cometer nuevos delitos. En tanto, los tres menores de edad fueron declarados coautores penalmente responsables de los delitos de lesiones graves calificadas por el concurso premeditado de dos o más personas, con imposición de medidas socioeducativas. También deberán mantener el domicilio, someterse a la oficina de control, tienen prohibido acercarse a menos de 200 metros o tomar contacto por cualquier medio con las víctimas por el tiempo que dure la condena, no consumir estupefacientes ni abusar de bebidas alcohólicas, concluir los estudios secundarios y realizar 120 horas de trabajos comunitarios, uno de los imputados en el Hogar de Ancianos y los otros dos en el Comedor Comunitario de la Iglesia Evangélica del Nazareno, detalló el sitio de noticias cordillerano.