Rápida respuesta del personal salva la vida de un turista
La inmediata reacción de trabajadores del Viejo Expreso Patagónico “La Trochita” resultó crucial luego de que un turista bonaerense sufriera un ataque al corazón mientras realizaba el paseo hacia la Comunidad Nahuelpan, ubicada a unos pocos kilómetros del casco urbano.
Saber primeros auxilios puede ser la diferencia entre la vida y la muerte. La capacidad de respuesta ante una situación límite marca el destino de una persona. Lo sucedido hace un par de semanas en “La Trochita” es un claro ejemplo de ello. Un domingo soleado de octubre, el tren parte temprano rumbo a la Estación Nahuelpan. Entre el numeroso grupo de pasajeros se encontraba un matrimonio procedente de Buenos Aires. Fotografías, charlas, preguntas sobre la historia del atractivo emblema de la Cordillera. Hasta ahí todo normal. Una vez en destino, ocurrió el primer llamado de atención. El hombre de unos 60 años sintió algo extraño, un dolor en el pecho. La vista se nubló y cayó desvanecido al suelo, a unos pasos del andén. Ante la desesperación de la mujer, los guardas y la guía actuaron rápidamente. En este tipo de casos el tiempo juega en contra. Sin rodeos, la decisión fue trasladar a la persona en un vehículo hasta el Hospital Zonal Esquel (HZE). En el trayecto los empleados del Viejo Expreso pusieron a prueba los conocimientos incorporados en materia de primeros auxilios. En el nocosomio de nuestra ciudad, el paciente quedó en manos de un equipo de médicos. Tras varios minutos de espera llegó el primer parte: un ataque cardíaco, dijo el especialista a cargo. Luego vino el mensaje tranquilizador para la esposa. Lo peor ya había pasado.
Recuperándose en Buenos Aires
En diálogo con Diario El Oeste, Ignacio Goyenche, Jefe de Estación de “La Trochita”, contó que finalizado el episodio mantuvo contacto telefónico con los familiares para ver cómo evolucionaba este hombre desde Buenos Aires. Confió en esta entrevista que “sinceramente quedamos todos preocupados con la situación. Afortunadamente hoy él está en su casa y bien. Incluso me comunicaron que tienen intenciones de regresar a nuestra localidad para completar el viaje”. Además, quiso subrayar la intervención del personal que en ese momento estaba a cargo del tren cordillerano. “En este último tiempo hemos participado de capacitaciones sobre primeros auxilios, pero cuando sucede algo es difícil actuar. En esta oportunidad la gente fue fría y respondió”, destacó.