Trabajadores municipales inician medidas de fuerza
Argumentan “falta de voluntad política” del intendente Ongarato para resolver la paritaria. Y rechazan un bono en negro
El Sindicato de Empleados Municipales de Esquel y Zona Oeste (SOEME y ZO) iniciará este miércoles una retención de servicios por tiempo indeterminado en Esquel ante la “falta de voluntad por parte del Ejecutivo para mejorar la oferta salarial del 6% y el bono”, que fue rechazado en la última asamblea. El gremio sostiene un incremento del 10%, y descarta el bono porque “son sumas en negro que no las perciben los jubilados”. Hoy martes por la tarde, los trabajadores municipales se reúnen en asamblea. “Fuimos muy tolerantes”, dijo al salir de la Secretaria de Trabajo Tomás Ulloga, secretario Gremial del SOEME y ZO, ante la postura inflexible del ejecutivo que no se ha movido del 6% fijado como piso en abril último. El municipio le agregó un bono en negro en dos etapas, perjudicando a los jubilados y al personal que a fin de año dejará el municipio. Ulloga dijo que “los ánimos de los trabajadores municipales no son los mejores porque el Ejecutivo está jugando con el empleado”. Destacó que “el sindicato en todo momento buscó negociar mediante el dialogo, pero hoy el gremio sintió el menos precio del municipio”. Lo que enervó los ánimos fue la falta de comunicación del Ejecutivo municipal para sentarse a negociar, tal cual lo expresaron los mismos funcionarios la semana pasada a la espera de poder juntarse con el intendente. “El Ejecutivo se ha tomado mucho tiempo y ha dilatado la negociación”, manifestó Ulloga y agregó que “la negociación está en el mismo lugar que hace un mes atrás cuando comenzamos a sentarnos”.