Un policía se disparó accidentalmente en la Unidad Regional
Un efectivo policial sufrió lesiones en la ingle luego de que disparara sin querer su arma enfundada. Fue operado y se recuperaba, según confirmaron a este diario desde la dependencia.
Ocurrió en un pasillo de la Unidad Regional de Esquel, donde momentos antes había mantenido una reunión con su superior, en circunstancias de haber recibido felicitaciones de los jefes por su desempeño en el último procedimiento en esa jurisdicción. Herido Cuando volvía a su cuadra, el arma calibre 9 milímetros que colgaba de su cintura se disparó por accidente y el proyectil le produjo una herida debajo de la cintura, a centímetros de la arteria femoral. Está fuera de peligro, aunque aún permanece en el hospital de Esquel bajo cuidados. El uniformado lesionado ostenta el rango de cabo y tiene nada más que 22 años. Hace poco que ingresó a la fuerza. Las autoridades policiales y sus propios compañeros se preocuparon por su evolución, confirmaron fuentes.